LA PIZARRA DE SANDOVAL

BALONMANO FEMENINO
EUROPEO HUNGRÍA / CROACIA
PREVIA: ESPAÑA – DINAMARCA
Foto: RFEBM

Ángel Sandoval es el seleccionador de las #GuerrerasUniversitarias. Su experiencia es dilatadísima, fue el timón del Elda Prestigio durante sus mejores años y antes de retirarse de los banquillos de clubes se proclamó subcampeón de la Recopa de Europa con el Mar Alicante. Tras el revuelo que se ha formado con la innovadora -al menos en nuestra competición doméstica- variante táctica danesa en la parcela ofensiva, hemos querido que Sandoval nos explique cómo puede superar el ataque nórdico con siete jugadoras. ¿Cuáles son las virtudes y los defectos del conjunto español en retaguardia?

 

En realidad esta fórmula de atacar no es nueva y se ha utilizado con cierta frecuencia en momentos determinados del encuentro donde se necesita un gol sí o sí (sobre todo en tramos finales de partido). Lo que sí es novedad es la aplicación de este sistema ofensivo durante las ¾ partes de un encuentro y hay que reconocer la valentía de Pytlick por mantenerla hasta el final.
Dicho esto, también hay que considerar contra quiénes aplicaba este sistema. Ya te comenté en vísperas del partido Hungría – España que lo peor de Hungría era el centro de su defensa. La poca claridad y agilidad en los cambios de oponente, las posibilidades de poder finalizar en esta zona y el daño que podía hacer la pivote (de hecho España ha aprovechado estas acciones del juego especialmente en este partido).
Frente a España es diferente: estamos ante un equipo que defiende bien y con un grado elevado de ayudas, que se desenvuelve muy bien en inferioridad defensiva 5×6 y que incluso ha tenido capacidad para hacer marcadores de igualdad con sus adversarios en superioridad y de obtener ventaja (la motivación extra es una característica de nuestras #Guerreras). También es algo bien entrenado por España tanto a la hora de defender, como a la hora de atacar en esta situación. Por ello no deberíamos sentir –a priori- un miedo especial ante esto (incluso se podría volver contra el equipo danés).
De todos modos, en el caso de su puesta en práctica y suponiendo les fuera bien, creo que estas situaciones necesitan de una acción-reacción; es decir, hay que buscar crear también inseguridad en las atacantes y plantearles acciones que tampoco tengan bien entrenadas y puedan llevarlas a “atascarse”. Viendo el otro día lo ocurrido en el partido contra las húngaras y las dudas de su cuerpo técnico, inmediatamente pensé ¿por qué no cambiar a defensa 4:2 con marcaje en línea de pase sobre dos primeras líneas abandonando un poco la zona de exteriores a las que puede que sea complicado llevar el balón en este nuevo planteamiento?. Creo que en determinador momentos hay que pensar así: chulo tú, chulo yo. Y si no funciona, probar otra pero reaccionar.
Creo en que España no se obsesionará con esto y que nuestro seleccionador y componentes del cuerpo técnico estarán pendientes de otras facetas del juego en las que podamos tener más problemas (que no ataquemos con paciencia o con seguridad en el pase o que no nos repleguemos bien, por ejemplo). En las últimas confrontaciones con las danesas, Jorge y sus jugadoras han mostrado un buen planteamiento y han sabido desenvolverse muy bien ante el completo balonmano de Dinamarca. Siempre han sabido sacar el partido adelante con relativa solvencia.
A partir de ahí la suerte y la precisión en las acciones tienen la última palabra y ello es lo que todos debemos desearles: ¡Suerte a nuestras guerreras y a su cuerpo técnico!

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *