‘LA JUGADA’ CHARLÓ CON MARÍA Y CON ZULE

BALONMANO FEMENINO
LIGA ABF
Foto: Vicente Soler

“PARA JUGAR A ESTE DEPORTE HAY QUE TENER SANGRE CALIENTE Y SER UNA DESCARADA EN LA PISTA”

Zulema González y María Muñoz, la central y la guardameta del Monóvar Urbacasas, estuvieron ayer en el programa radiofónico ‘LA JUGADA’ de Onda Cien Vinalopó. Hablaron del gran partido que jugaron en Murcia y que les dio el acceso a la Copa de la Reina, de sus compañeras, de su entrenador, de sus jugadoras preferidas, de la liga ABF y de muchísimas cosas más que os mostraremos en formato vídeo-entrevista en los próximos días. También aprovecharon para reclamar la mensualidad de diciembre que no han percibido todavía.
Zulema anotó diez goles sobre trece lanzamientos, María finalizó su estadística con 23 detenciones positivas y ambas fueron decisivas para lograr el triunfo en el San Basilio murciano. El inicio de la entrevista ya adivinaba que la misma no tendría desperdicio y la playmaker de Ciudad Real arrancó reivindicativa. “Llevamos unos años en los que el deporte femenino está mal, la gente no apuesta por ello y, en realidad, conseguimos más cosas que los hombres en el deporte. No sé, a ver si los sponsors llegan, nos animan y nos apoyan. Ya no es el público, porque con el público de Monóvar no nos podemos quejar, en Murcia parecía que estábamos en casa”, comentó Zule. El duelo ante el UCAM fue muy intenso y se protagonizaron momentos duros, innumerables exclusiones –once para las murcianas- y un pique de Zule con la gigante Aline Silva (195cm), “yo sólo tengo miedo a que me lesionen y a ti te empujan en el aire o cuando estás en dirección contraria a la portería te pueden hacer mucho daño, por eso se lo recriminé. Para jugar a este deporte tienes que tener sangre caliente, mucha cara y ser una descarada en la pista”, aseveró González.
María Muñoz, contentísima de la hazaña que cosecharon, nos habló del preparador. Isaac Alonso está ‘flipando’ con el éxito del equipo y, nada más concluir el partido en Murcia, resaltó la vital importancia del grupo de jugadoras que le acompañan para explicar el triunfo. “Es demasiado bueno, pero nos hace trabajar mucho, nos intenta tener contentas siempre y yo estoy encantada con él. Isaac es distinto a los entrenadores que he tenido anteriormente, aunque yo paso más tiempo con Joaquín Rocamora (segundo entrenador y preparador de porteras) que es mi entrenador y el de Estela como dicen ellos. Joaquín e Isaac son muy diferentes en todo, en la manera de pensar, cada uno ve las cosas de una forma y tener puntos de vista distintos hace que las cosas vayan funcionando”, aseveró María.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *